El museo del collage, un oasis en el centro 

Nov 29, 2020 | Comunidad, Cultura, Destacado 1

Este patrimonio cultural de Medellín lucha contra las humedades que amenazan sus obras, al tiempo que busca abrir nuevos espacios. 

Por: Vanesa Restrepo 

Fotos: Giuseppe Restrepo 

Para sostenerse, Abraxas también sigue prestando servicios profesionales como abogada.

Érase una vez una artista que amaba tanto el collage que decidió convertir su vida en uno. Se llama Abraxas Aguilar y desde hace más de 20 años alterna su profesión —el derecho— con el arte de componer obras uniendo imágenes, fragmentos, objetos y materiales de procedencias tan diversas como el universo mismo. 

En algunos diplomas colgados en la pared de la casa museo, Abraxas aparece como Jorge Hernán Betancur, un hombre que también estudió teología, escribió libros de derecho y filosofía, y que incursionó en la política: fue concejal de Medellín en varios periodos, candidato a la Gobernación de Antioquia (2000) y a la Presidencia de la República (1998), esta última con el aval del movimiento de Regina 11. Luego, cuenta, se “trans-formó” en ella. 

El museo está ubicado en una casona enorme a pocos metros de la esquina de La Paz con Balboa. Las paredes están hechas de una tapia que solo se ve en las esquinas donde la humedad arrasó con las capas de collage. Al fondo, como si fuera un pasaje onírico, esconde un patio convertido en escenario y rodeado de palmeras, hojas de papayo y cordoncillos con un piso en mosaico, sillas blancas y luces llamativas. Alguna vez hubo un café y un bar, y el plan es que alguno de los dos reviva. 

Abraxas vive en esta casa con sus dos gatos. Los vecinos de la cuadra la conocen y respetan, pues lleva aquí más de dos décadas. 

Y aunque adentro no se siente el ruido propio del centro, la casa no es ajena a los problemas del sector: el segundo piso fue tomado como centro de trabajo de varios recicladores que, según Abraxas, han deteriorado la propiedad. Como consecuencia, algunas láminas del techo se han ido desprendiendo y el polvo que sueltan se ha adherido a una veintena de espejos que forman el collage virtual de la primera sala. Aún así, la magia de la obra se conserva: 

“Párate en la esquina y mira hacia arriba”, dice ella mientras se ubica frente a otro espejo. “Ahora mira hacia abajo”, agrega, y su reflejo aparece como si estuviera en un sótano muy iluminado. Luego camina hacia otro espejo en la pared y repite: “estoy aquí y estoy allá (en el espejo). ¿Cuál de los dos es real? ¿Cómo podemos estar seguras de eso?”. 

En los pasillos y ventanas hay cabezas de muñecas, huevos de todos los tamaños, colores y materiales —¿Qué fue primero, el huevo o la gallina?, pregunta la artista—, maniquíes con ropas hechas de plantas vivas, y hasta trozos de lo que alguna vez fue una bicicleta. 

Después de las preguntas que causan risas nerviosas, vienen los formalismos. Abraxas explica que el collage es una técnica en la que las imágenes y los mensajes son intervenidos, reinterpretados y recontextualizados. “Yo amo lo que hago porque es como el mundo: todo está adherido, es una cadena de pegoticos’; nuestro cuerpo es un collage, cuando me visto hay otro collage”, agrega. 

Toda la casa es una obra, la más grande de su tipo en el mundo y así lo certifican los dos récord Guinness que obtuvo en 1997. El primero por el libro de collage más grande del mundo: con 200 páginas, media tonelada de peso y un tamaño de 1×2 metros; y el segundo, por el collage con la mayor cantidad de imágenes del mundo: 20.000, contadas una a una por el jurado. 

Un futuro incierto 

El museo fue declarado patrimonio cultural del municipio hace cuatro años y la cantidad de visitantes aumentó con recorridos guiados promovidos por entidades como Comfama, algunos guías locales, y agrupaciones como La casa de los oficios. Incluso las universidades venían asiduamente a analizar la obra y la técnica, pero la pandemia llegó y Abraxas, como todos, tuvo que cerrar. 

Cuando la casa reabrió sus puertas, muchos volvieron pero el ritmo aún no se recupera: hay menos recorridos, cada tour se hace con menos personas y cada tanto alguno se cancela por imprevistos. Pero ella no se rinde. 

Durante este tiempo construyó el escenario del patio y creó dos nuevos libros de collage que mezclan figuras humanas con mensajes recortados de libros, revistas, enciclopedias y anuncios. Sin embargo, contra el deterioro de la casa no hubo nada que pudiera hacer. “Esto se está deteriorando y yo estoy pidiendo ayuda porque es un patrimonio cultural, pero nadie me para bolas”, agrega. 

El museo funciona en una casa alquilada que tiene dos patios y seis habitaciones. Todas las paredes están cubiertas por collages. 

Fuentes de la alcaldía reportaron que aún no se ha encontrado una solución para este museo, por las particularidades que tiene: está instalado en una casa alquilada, difícilmente puede ser trasladado (pues las imágenes están adheridas a las paredes) y no hace parte de la Mesa de Museos de Medellín, entidad que agrupa a 23 museos de la ciudad y al gobierno local. “La reactivación del sector cultural apenas está despegando. Seguramente en los planes de promoción de los circuitos turísticos del centro sea incluido”, dijo una de las fuentes. 

Y como las ayudas no llegan, una de las salas del museo sigue funcionando como consultorio jurídico. El cuadro no puede ser más particular: cientos de libros y códigos de derecho se mezclan con collage de contenido sexual y diplomas de varias universidades. Y en una de las esquinas, una figura de la Dama de la Justicia con gafas de sol y un reloj vigila todo lo que sucede. 

Para Mariana Gómez, estudiante de artes plásticas de Medellín, esta propuesta artística rompe los esquemas tradicionales y por eso es difícil que se adapte a cualquier molde. “Allá no hay colecciones temporales o guiones establecidos. La obra nace y se transforma frente a los ojos del público, y la lectura que cada espectador hace está influida por la forma en la que ve al mundo”, dice. 

A pesar de los problemas, Abraxas tiene la mente en el futuro: quiere volver a abrir un bar o café en el patio de su casa, para conseguir nuevos ingresos y mayor actividad. Su meta es dejarle a la ciudad más de 8.000 cuadros de collage, además del libro gigante que está en reparación porque la humedad casi destroza los cartones de la base. 

Un recorrido diferente 

Cada tour por la casa museo World Guinness Record es una experiencia única, pues los visitantes pueden interactuar con las obras, ver, crear y recrear, así como escuchar las historias de político y abogado, o de artista y bohemia. 

Caminar las seis habitaciones, dos patios y el baño de la casa museo puede tomar entre 30 minutos y tres horas: todo depende de la cantidad de preguntas que hagan, de la intención del espectador de interactuar con los objetos o de la cantidad de selfies que quiera sacarse. “Aquí las fotos no se toman, se hacen”, dice cada tanto Abraxas, quien no pierde oportunidad para sugerir los rincones más fotogénicos. 

La conversación se torna divertida porque, además, Abraxas es como una enciclopedia andante: cada tanto suelta datos —el número de orquídeas que existen, la cantidad de huesos, músculos y células que tiene el cuerpo humano— que causan sorpresa y ante la cara de incredulidad, siempre responde: pregúntele a Google. Durante dos horas de conversación con CENTRÓPOLIS, no dio un solo dato errado. 

 

1 Comentario
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Gracias Vanesa, ¿quién iba a saber? Increíble, iré esta semana !!

También le puede interesar

Se unen esfuerzos para recuperar Plaza Botero 

Se unen esfuerzos para recuperar Plaza Botero 

Con el propósito de recuperar la Plaza Botero, diferentes entidades con incidencia en el centro de Medellín han comenzado a articularse a través de una alianza que buscará fomentar la participación de los habitantes del entorno y visitantes, generar sana apropiación...

leer más
Inicia caracterización socioeconómica del centro  

Inicia caracterización socioeconómica del centro  

Recientemente inició la caracterización socioeconómica de la comuna 10, La Candelaria. Esta permitirá conocer condiciones de vida, nivel de educación, vivienda, ocupación, nivel de ingresos, relaciones y tejidos sociales, acceso a servicios públicos y las...

leer más
El centro como termómetro de la moda en Medellín

El centro como termómetro de la moda en Medellín

Por: Valentina Castaño Marín Este mes de julio, Medellín se vuelve un escenario para las tendencias con la llegada de las ferias Colombiamoda y Colombiatex. Nos preguntamos ¿qué papel tiene el centro de la ciudad dentro de este mundo? Antes de que lo digital estuviera...

leer más
Exposición Bonsái GAMAN regresa al centro comercial Sandiego

Exposición Bonsái GAMAN regresa al centro comercial Sandiego

Entre el 20 de julio y el 22 de agosto se lleva a cabo uno de los eventos de ciudad más esperados de Medellín, la  Exposición Bonsái en el Centro Comercial Sandiego, que este año llega a su vigésima tercera versión. De la programación, diseñada en el marco de la Feria...

leer más
Medellín refuerza seguridad para el 20 de julio 

Medellín refuerza seguridad para el 20 de julio 

Luego de que se conociera información relacionada con la posible interferencia de grupos subversivos o al margen de la ley, como el frente urbano del ELN, en algunas de las movilizaciones programadas para este 20 de julio, el alcalde Daniel Quintero anunció que...

leer más
Y rodó Metroplús por la troncal de la Oriental 

Y rodó Metroplús por la troncal de la Oriental 

Luego de dos años de obras y un proceso constructivo traumático para el sector, este medio de transporte masivo ahora rueda por un carril exclusivo para mejorar la movilidad del centro.  El 22 de abril de 2012 comenzó a operar la Línea 2 de Metroplús. Esta realizaba...

leer más

Suscríbase a nuestro boletín