domingo, noviembre 19, 2017
Home > Diciembre de 2016 > ¿Le está cumpliendo el Alcalde al centro?

¿Le está cumpliendo el Alcalde al centro?

Pese a encontrarse con un presupuesto limitado e invertir buena parte del primer semestre en preparar el actual plan de desarrollo, la administración de Federico Gutiérrez parece encaminada a cumplir sus compromisos con esta comuna.

Alexander Barajas Maldonado

Hace un año publicamos en nuestra edición 203 un resumen de las propuestas que el entonces alcalde electo de Medellín, Federico Gutiérrez, había expresado en distintos foros respecto al centro y sus principales problemáticas.

Aunque se dice por tradición que mucho va del candidato al funcionario electo, en Colombia existe el llamado voto programático, que en pocas palabras obliga a todo gobernante a cumplir las promesas hechas durante su campaña y que se recogen en sus programas de gobierno.

Como sobre las dolencias del centro existe consenso en que las más acuciantes están referidas a la seguridad, el espacio público y la movilidad, nos dimos a la tarea de recordar las propuestas del candidato Federico en dichos tópicos (cuando era fácil entrevistarlo), con el fin de contrastarlas frente a las ejecutorias del primer año de su cuatrienio. Veamos.

Seguridad
Noviembre de 2015: “La promesa del nuevo Alcalde en seguridad es atacar las estructuras criminales de fondo que dominan el centro, y crear una política integral con prevención de delitos, inversión social en entornos vulnerables y presencia de la institucionalidad”, indicó Centrópolis.

De igual manera, se destacaron como iniciativas puntuales las siguientes: Liderazgo del Alcalde y creación de una política criminal para desarticular las estructuras ilegales; realización de consejos de seguridad intrainstitucionales y comunales; concientización de la comunidad frente al lavado de activos y la extorsión, y creación de grupos de acción contra esos delitos; creación de grupos élite contra bandas criminales y fortalecimiento de la Policía; evaluación de construcción de Unidades de Reacción Inmediata (URI) en Medellín; intervención integral de los puntos calientes.

Aparte de titulares en los grandes medios y la subjetiva percepción de la gente que siempre pedirá más, en este frente es claro el interés de la administración municipal por atacar el problema. Sobre los compromisos específicos, se puede decir que el direccionamiento de la política criminal es un proyecto concreto dentro del Plan Municipal de Desarrollo 2016-2019, para el que están destinados $2.903 millones.

Respecto a los consejos de seguridad “intrainstitucionales y comunales”, desde la Secretaría de Seguridad y Convivencia se reconoce que se hace un consejo semanal para tocar temas de seguridad en toda la ciudad, con participación de todas las secretarías. En cuanto a la concientización de la comunidad frente a determinados delitos, ese mismo despacho destacó la campaña contra la extorsión al comercio, un delito con claro subregistro; en La Candelaria se habían denunciado 26 casos hasta el 19 de noviembre, en el mismo periodo de 2015 habían sido 36 (reducción del 32%). Para los primeros días de diciembre anunciaron campañas contra el hurto de motos y personas, con actos en el parque Berrío, La Playa y Carabobo Norte.

En lo que tiene que ver con “la creación de grupos élite”, este año se formaron dos en homicidios y lavado de activos; según la versión de la secretaría, se avanza en establecer otros cinco: hurtos, extorsión, tráfico de estupefacientes, explotación sexual de menores y trata de personas, y reclutamiento forzado.

Espacio publico
Seguridad, espacio público y movilidad son aspectos interrelacionados. Por eso, la propuesta de “intervenir integralmente los puntos calientes en inseguridad”, se viene adelantando con una metodología de áreas prioritarias/segmentos de vía. Dicen desde Seguridad y Convivencia que “en cada comuna y corregimiento se priorizaron este año hasta 10 segmentos de vía, que permitan un tratamiento integral no sólo con medidas que involucren a los organismos de seguridad y justicia, sino también a las diferentes dependencias de la administración municipal e incluso la comunidad”.

En lo referente a espacio público, el entonces candidato Federico Gutiérrez le dijo a Centrópolis que “es inconcebible que el centro sea espacio de inseguridad, contaminación, incomodidad e inclemencia social”. Reseñábamos que: “Su promesa más importante en esta materia es reformar el enfoque de la Subsecretaría de Espacio Público, para que tenga un enfoque social y realice mejor los controles respectivos. Para lograrlo, prometió fortalecer los programas que buscan reducir el empleo informal y crear un pacto normativo con las asociaciones de venteros y los encargados de la publicidad exterior, para disminuir la ocupación intensa de los espacios públicos”.

En este frente ha sido muy visible el papel de la Gerencia del Centro, que atendiendo lo prometido por el burgomaestre, ha estado liderando junto a Espacio Público un proceso de concertación con los venteros, así como la elaboración de un censo y caracterización de estos comerciantes informales, que Pilar Velilla, titular de dicha gerencia, prefiere llamar “vendedores al aire libre”.
Según esta funcionaria, “los estamos caracterizando a todos, con identificación, geolocalización para los estacionarios, indagando sobre sus condiciones de vida, familia, escolaridad. Llevamos el 70% adelantado y esperamos tener listo todo a 31 de diciembre. Con esto vamos a realizar en los próximos tres años una intervención integral, concertada, para que estos vendedores realmente sean sus propios jefes, sean empresarios autónomos y no la parte más débil de algunas cadenas de explotación”.

Velilla aseguró que a partir del año entrante se empezará a tomar las decisiones que lastimosamente no se vieron este año. “Con seguridad, no vamos a poder permitir que todos los que están sigan estando. Se necesitará ubicar los que queden priorizados por su situación, en espacios adecuados para su actividad, que no entorpezcan la movilidad, que cumplan con sus obligaciones sanitarias y de toda índole. Se harán entonces controles más certeros sin afectar los ingresos de las familias que de verdad sacan su sustento de esta actividad”.

Movilidad
“En materia de movilidad, la apuesta de Gutiérrez es hacia la movilidad sostenible, algo que él define como una ciudad con espacio para el peatón, el ciclista, el usuario de transporte público, el motociclista y el conductor particular”. Informábamos un año atrás, agregando que “una de las propuestas más polémicas es peatonalizar algunas zonas del centro, como la Avenida La Playa, e integrar las ciclorutas que llegan para que puedan permitir el acceso al corazón de la ciudad”.

El candidato había comentado que “con los buses, indiscutiblemente, tenemos que sacarlos del centro y fomentar aquí el transporte integrado que ya dio un paso adelante con el Tranvía de Ayacucho”. Y se destacaron iniciativas puntuales como “mejorar y ampliar la red caminera de la ciudad y peatonalizar vías del centro”, así como “conectar y extender las ciclorrutas en el centro”.

Recogiendo opiniones de la Gerente del Centro y de otros voceros oficiales, así como boletines emitidos por la Secretaría de Movilidad, la presente administración también tiene en esta temática algunas cosas que mostrar y otras pendientes. Por ejemplo, en la ampliación de la red caminera, es evidente que los andenes en el centro siguen estando en una condición lamentable, a la espera del avance del plan Centro Parrilla.

Alejandro Restrepo Montoya, director de Proyectos Estratégicos del Municipio de Medellín, quiso destacar el comienzo de obras, este 21 de noviembre, del proyecto Galería Bolívar, anunciado desde la pasada alcaldía y consistente en la peatonalización del corredor de la carrera Bolívar, desde San Juan hasta la plaza Botero. Aunque, a decir verdad, ahora se habla más bien de “vías de preferencia peatonal que peatonalizadas totalmente”.

Pilar Velilla, adelantó que ese mismo concepto se aplicará para La Playa. “Si cerramos La Playa en Navidad, es muy probable que la dejemos así, con urbanismo táctico (materos o maletines en las calzadas). La idea es que la gente se dé cuenta de que la preferencia peatonal nos conviene”.

“Se ampliarán los actuales 8 kilómetros de ciclorrutas, tratando de que estén conectadas con los 37 parques que se intervendrán en el centro para ampliar las opciones deportivas, con gimnasios al aire libre”, pronosticó Alejandro Restrepo. Finalmente, desde Movilidad se informó a finales de noviembre que había un avance del 45% en la reorganización del Transporte Público Colectivo de Medellín (TPM), sobre todo en la señalización de los futuros carriles preferenciales para buses.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *