Para soportar el aumento del flujo vehicular que generó la apertura del Túnel de Oriente, las glorietas de San Diego y Exposiciones están siendo intervenidas.

El pasado 17 de julio, tras la inauguración del Túnel de Oriente, la administración municipal anunció que las glorietas de San Diego y Exposiciones serían intervenidas para mejorar la conectividad entre el oriente y el occidente de la ciudad.

Así las cosas, y después de la demolición de la fuente de San Diego, las obras empezaron desde la última semana de septiembre y se espera que las aperturas centrales de las glorietas estén habilitadas en diciembre.

La inversión contemplada para el proyecto es de $7.300 millones y los trabajos se llevan a cabo durante las 24 horas del día, con cargues de noche y actividades nocturnas como pavimentación de las vías.

Estas intervenciones hacen parte de un plan municipal que incluye 24 broches viales en el centro de la ciudad y en el sector de El Poblado. Se estima que, una vez puestas en funcionamiento, se logre mejorar en un 20% el tiempo de viaje de occidente a oriente, así como un 50% en el sentido oriente – occidente.